Estamos en el 2017, desde hace más o menos un año el mercado inmobiliario se está empezando a recuperar y cambiando de un mercado de compradores a un mercado de vendedores, lo que traerá que poco a poco el precio de la vivienda vuelva a subir.

El mercado de vendedores lo que atrae es una gran cantidad de compradores a las propiedades en venta y cuando hay varios interesados en una vivienda la “pelea” por ser el que consiga la vivienda, local, oficina o nave hace que las operaciones se cierren muy rápido, e incluso a cantidades superiores del precio marcado por el propietario de venta al público.

Esta actividad frenética del mercado hace que se vuelvan a ver cientos de inmobiliarias que habían cerrado, inmobiliarias nuevas, personas que se dedican a vender propiedades a pesar de no ser profesionales del sector, abogados que se aventuran a la venta de inmuebles sin abandonar su profesión, conserjes que extralimitan en sus funciones y reciben un plus, financieras que ofrecen dinero a casi cualquier persona y desafortunadamente un largo etc…

La situación empieza a parecerse a los años 2004, 2005, 2006 y decimos esto porque otra vez vemos que los compradores se agolpan en las puertas de las viviendas en venta, algunos vienen sin dinero solicitando financiaciones casi imposibles, sea al riesgo que sea, ya que han hecho números y les sale ahora mismo más económico comprar una casa que estar de alquiler. Algunas agencias o agentes “secretos”  inmobiliarios vuelven a plantearse no compartir, trabajar de cualquier manera y a cualquier precio. Volverse a construir Obra Nueva a ritmos frenéticos, vender estas promociones sobre plano aunque no he haya puesto ni un solo bloque, etc…

Esto aunque los compradores y vendedores no se quieren dar cuenta, es una situación muy peligrosa para ellos, ya que el intrusismos hace que los vendedores pierdan las ventas de sus propiedades con “falsos” compradores, los compradores adquieran “problemas” más que viviendas, engaños de falsos vendedores, timos y muchas más situaciones que ya vivimos en el boom inmobiliario.

Este es el año 2017 y afortunadamente como los mercados son ciclos, en unos cuantos años volveremos a una crisis que estabilice el mercado, se eliminen los “intrusos” y los bancos y cajas cierren el grifo de la financiación a cualquier persona y a cualquier precio.

Aun así no se preocupe siguen habiendo agencias y asesores inmobiliarios muy profesionales que hagan que sus operaciones no corran ningún riesgo y sean lo más fácil para usted. Contacte con profesionales y déjese asesorar.

Última modificación: 21 julio, 2017

Autor

Comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.